OSDE: Evolucionamos para que cada da te sientas mejor
Martes
16 de abril de 2024
Hora : 21:22
Seguinos en:
Blangino Mosaicos Tandil | Montiel 1551 - Tandil | Tel: (0249) 442-9442 | Instagram

Gran participación de fieles en el Vía Crucis de la Familia en el Monte Calvario


En una noche con una luna radiante y un clima agradable, se llevó a cabo una nueva edición del Vía Crucis de la Familia en el Monte Calvario de Tandil. Cientos de peregrinos se dieron cita para acompañar este tradicional evento religioso que se celebra en el marco de Semana Santa.

Con velas y antorchas encendidas, los fieles avanzaron por las 14 estaciones del Vía Crucis, meditando en la pasión y muerte de Jesús. A cada paso, se podían escuchar oraciones, cantos y reflexiones que invitaban a la introspección y al recogimiento espiritual.

Los padres de distintas parroquias de la ciudad acompañaron la peregrinación, guiando a los participantes en las oraciones y reflexiones. Al llegar a la cima del Monte Calvario, donde se encuentra la cruz de Jesús, se realizó una emotiva ceremonia que marcó el punto culminante del Vía Crucis.

Desde la avenida Monseñor de Andrea, en su intersección con la calle Payró, a metros del inicio del Vía Crucis, colaboradores de Caritas, recibían donaciones de las distintas familias que se acercaron a partir de la peregrinación.


El Vía Crucis de la Familia es una tradición que se renueva año tras año en Tandil, convocando a una gran cantidad de personas que buscan vivir un momento de profunda fe. "Es una experiencia hermosa que nos permite revivir el camino de Jesús y reflexionar sobre su sacrificio", comentó una de las participantes.

"Es un momento de encuentro con la comunidad y de renovación de la fe", dijo otro peregrino.

El Monte Calvario, con su imponente paisaje natural, se convierte en un escenario ideal para la celebración del Vía Crucis. La subida al cerro, iluminada por las velas y antorchas de los peregrinos, crea una atmósfera única de recogimiento y reflexión.

El Vía Crucis de la Familia no solo es un momento de oración y reflexión, sino también un mensaje de esperanza. La muerte de Jesús en la cruz no es el final, sino el comienzo de una nueva vida.

Siempre Farmacias 4