Jueves 26 de Mayo de 2022 | 23:41 |


 

Cagnoli, la esencia que se conserva y la imagen que se renueva

$datos[

Camino a la centuria, hace pocos días Cagnoli dio un nuevo paso en la visibilidad de su imagen empresaria: el nacimiento de un logotipo que expresa, en el lenguaje que trasciende el marketing, la narrativa de su historia: lleva la marca de su mística, de su evolución y de su presente.

Si una palabra define todo el "Mundo Cagnoli" es la genuinidad, la potencia del origen ligado al terruño, a lo nuestro, a lo que a su vez se expande cada día un poco más, con nuevos mercados en el país y en el exterior, y también crecientes desafíos, pero siempre a partir de su capital simbólico por excelencia: la fidelidad al lugar en el mundo donde nació la empresa, lo puramente tandilero de su concepción y uno valor intangible que lo ha convertido en un salamín único: su característico sabor, ese sabor que cualquier paladar, sea entendido o neófito en el tema, conoce al instante. Un Cagnoli es mucho más que una marca. Es una identidad que se deleita.

A tono con la dinámica de los tiempos, Cagnoli resiste el conformismo y apuesta a la evolución, sostenida por esa raíz profunda que hace casi un siglo el piamontés Pedro Cagnoli convirtió a su apellido en una marca registrada y un sinónimo de Tandil, a favor de la elaboración de unos salames nunca vistos, de tres kilos de peso, que eran llevados por el propio Pedro hasta la estación del ferrocarril para su envío a Buenos Aires.


Esa laboriosa historia se proyecta hoy en la cuarta generación de la empresa y en una consigna fundacional que se mantiene: cuanto mayor es la adversidad, más fuerte es el empuje para forjar nuevas oportunidades de progreso.

En esa misma línea, días pasados Cagnoli mostró las señales de su nuevo signo comercial, un logotipo que, aggiornado, responde no sólo a los trazos originales de su memoria viva, en sus colores, en su tipografía, que ya acompañan a todos sus productos, sino también reveló el otro idioma que expresa el nuevo diseño: lo simple y lo bello van estéticamente de la mano, tal como puede verse en los flyers, las redes sociales y los sitios digitales con que la empresa ha comunicado la buena nueva a sus clientes y amigos.

Tags Cagnoli

NGH, English Center mas de 30 años enseñando inglés en Tandil

Comentarios