Martes 25 de Enero de 2022 | 8:13 |


 

Investigadora de la FIO dijo presente en Tecnópolis con el cannabis medicinal

$datos[

La doctora María Luisa Franchi participó junto a otros tres referentes de la UNICEN de la charla "Universidad y Territorio: los objetivos de Desarrollo sostenible en perspectiva situada". Lo hizo en el stand de la Secretaría de Políticas Universitarias de la Nación, el 11 de diciembre.

La Facultad de Ingeniería de Olavarría se sumó a la convocatoria de Tecnópolis, con el cannabis medicinal como eje de investigación. La doctora María Luisa Franchi fue la encargada de representar a la FIO y exponer los avances de las investigaciones que se realizan en Olavarría. Lo hizo junto a otros tres referentes de la UNICEN en la charla "Universidad y Territorio: los objetivos de Desarrollo sostenible en perspectiva situada", el 11 de diciembre, en el stand de la Secretaría de Políticas Universitarias (SPU) de la Nación.

 

La Universidad Nacional del Centro desarrolla más de 200 proyectos que tienen impacto social en la región y están en sintonía con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Los impulsa la Subsecretaría de Ciencia y Técnica junto a la Secretaría de Extensión y cuatro de esas propuestas se dieron a conocer el fin de semana en Técnopolis, en el espacio que tiene la SPU.


 

Los ODS se plantean en términos de la Agenda 2030 de la ONU y contemplan temáticas relacionadas con la educación, salud, protección social, trabajo, cambio climático y protección ambiental, entre otros.


Una de esas propuestas es Universidad y Cannabis, que se gesta desde la FIO y compartió la mesa de exposiciones con los disertantes de Tandil, quienes abordaron la Reutilización de desechos plásticos en materiales de construcción (Dr. Marcelo Stipcich – Dr. Diego Velázquez), Producción Sostenible (Dra. María Emilia Latorre) y ¿Qué aire respiramos en nuestras ciudades? (Dra. Beatriz Sosa).


Como paso previo, la SPU junto a la Universidad Tecnológica Nacional dictó un taller sobre Desarrollo Sostenible del que participaron más de 50 representantes de 32 universidades y una de ellas fue la UNICEN. El objetivo fue sensibilizar a las casas de estudio sobre los ODS para que puedan ser incorporados a sus planes institucionales.

“Universidad y cannabis” fue el eje de la disertación, con el apoyo de un banner, un Power Point y en sintonía con el ODS Salud y Bienestar, la profesional explicó que se dedican a “estudiar el cannabis para uso terapéutico, paliativo y/o medicinal. Investigamos flores de cannabis y sus derivados con el fin de promover productos de calidad que garanticen el mejoramiento de la calidad de vida de las personas, ya que actúan en tratamientos para el dolor, en epilepsias refractarias o se utiliza en tratamientos oncológicos”.


 

“Hubo una evolución”

El grupo de estudio de la FIO se creó hace cinco años tras detectar que “en 2015 hubo un aumento del número de pacientes que comenzaron a utilizar el cannabis sin que hubiera un marco regulado por el Estado. Por eso, se empezaron a acercar a la Universidad y la única manera legal de acompañar era a través de proyectos de Extensión”, precisó la ingeniera en alimentos.

 

El objetivo era “visibilizar el tema y que estuviera en la agenda local y nacional. Avanzamos con 3 proyectos desde 2017, dos de los cuales están aprobados y uno en evaluación. Es un grupo interdisciplinario, nos asociamos con la Clínica María Auxiliadora, la Asociación Civil Cannabis Activa, las facultades de Salud y Sociales, Ciencias de la Salud y hace poco con Agronomía”, detalló la profesional.

 

En 2017 se reglamentó la ley 27.350, que autoriza el uso terapéutico y paliativo del cannabis pero “no era clara y, mediante la lucha de la gente, desde las universidades y el CONICET se apuntó al mejoramiento, con un marco regulatorio más claro para trabajar desde las instituciones que hacemos investigación”, planteó Franchi.


“El grupo no se dedica solo a cannabis sino que hay distintas líneas de investigación”, apuntó la ingeniera Franchi, de 39 años y graduada como Ingeniera en Alimentos en la Universidad de Quilmes. Además, se doctoró en Ciencias Exactas en la Universidad Nacional de La Plata y hasta 2019 vivió en Villa Regina, Río Negro, para luego volver a Olavarría.

 

La profesional admitió que “hubo una evolución y siempre hubo apoyo por parte de la FIO y la UNICEN”. De hecho, actualmente el director del proyecto, el doctor Gastón Barreto, desarrolla una estancia de investigación en el marco de una beca externa para jóvenes investigadores de CONICET en la Universidad del País Vasco desde agosto de 2021 hasta enero de 2022. Su objetivo es avanzar en el estudio de componentes que permitan una mejor recepción humana del cannabis.

 

En medio de este contexto, la doctora Franchi rescató que “el Gobierno actual apoya la temática y por eso hubo avances pero siempre hay vaivenes, depende del gobierno de turno, es parte de la evolución”.


“Ahora ya está visibilizado que la mayoría de la gente lo consume, algunos con fines recreativos y otros con fines medicinales”, concluyó la investigadora, a horas de exponer en la megamuestra de ciencia, tecnología, industria y arte más grande de América Latina.

Tags

Comentarios

Notas relacionadas