Miércoles 8 de Dic de 2021 | 10:19 |

Viviendas ROCA Tandil - ACCEDER A TU PROPIA CASA - CONSULTANOS - Tel 249 - 452 0191 | 249 469 3293


 

Nosotros seguimos...

Elías Peuscovich, nos mandó una nota de opinión en la que hace referencia a la Argentina y recuerda el diálogo entre dos políticos veteranos en funciones (entre otras cosas).

La nota:
ARGENTINA, 1930 - “REPUBLICA IMPOSIBLE” - 2021 “REPUBLICA SIGUE…”                                                                       

Escribe: Elias Estanislao  Peuscovich

Conversación entre dos políticos veteranos en funciones,


--¿Tú crees que podremos mantener a la gente de nuestro pueblo en un estado de retraso mental, emocional mucho tiempo?

­-- Si, mientras vivan recibiendo planes de todos colores y continúen holgazaneando víctimas de lo que ven en la degradada tv, que penetra en la mente de las personas que la consumen.

 Comen todo surtido de comida chatarra, productos destructivos, contrarios del cuerpo humano, en esa condición continuarán enfermos porque los medicamentos acompañan la enfermedad, pero no la cura, seguirán necesitando de por vida. Como hasta ahora, los mantendremos endeudados y con miedo, recurrirán a nosotros, le daremos más planes, y estarán a nuestro favor.

Argentina., un país dotado de riqueza natural, administrada por políticos de cerebros tan pobres. Los políticos y los que incursionaron en política sin conocimiento de lo que significa la democracia, la están desintegrando, consistentemente de mala fe.

 Argentina, llamada “republica imposible” desde la época infame (1930). El hambre siempre presente. 

Ya lo dijo Jesús., “los pobres siempre estarán entre ustedes”. 

Los jóvenes del interior abandonan sus pueblos angustiados por la miseria y la falta de oportunidades para instalarse en Buenos Aires y alrededores. Señores políticos., ustedes saben que todavía hoy, año 2021, en el conurbano bonaerense el hambre sigue presente, y en él todo el país también.

 Bajen al llano y podrán leer en vivo el libro de la pobreza, penuria, escasez, necesidad., viviendas precarias sin servicios, aguas servidas, niños que van a dormir con una taza de mate cocido o nada…   Al ciudadano común nos duele el corazón este desgraciado presente ¿La consecución para quién fue?, ¿hoy para quién es? Los jóvenes y no tan jóvenes no se van de Argentina, ¡huyen! ¿Qué sentido tiene frustrar  la juventud en un país ¡nuestro Pais¡  ¿Que no conduce a ningún horizonte que vislumbra la esperanza?  Se van buscando una vida superior como merece todo ser humano. En Europa se sorprenden de la elevada preparación y fuerza laboral de los argentinos que llegan buscando nueva vida.

Señores., Que han tenido el honor de ser designados a cargos de gran responsabilidad en la conducción del país., no confiamos más en ustedes, diversos  protagonistas importantes no saben para que tienen la lengua, solo dicen mentiras y promesas que nunca cumplen, el jefe de Gabinete Nacional, nieto de políticos, (siguiendo la tradición de colocar familiares en puestos estratégicos), exclamó., ¡no se vayan jóvenes de Argentina!  (no tienen nada para ofrecer, solo planes).

Por esa razón la gente sabe que, si persisten en permanecer en política, la política seguirá denigrada por actos de repetición de elegir con el dedo parientes y amigos, el ciudadano sabe hoy lo que ustedes derraman es frustración, desilusión.

Sabemos todo lo que sucede en el país, a los que gobiernan solamente les duele lo que pasa en Buenos Aires. Con estos políticos veteranos, Argentina continuará, perpetuará su decadencia en el tiempo, con estos gubernamentales no se sabe cuándo terminará el retroceso, ellos carecen de valores fundamentales del ser humano, ¿los perdieron en el camino o nunca los tuvieron? La palabra bien hablada, Respeto, Empatía, Responsabilidad, Honestidad. Sin estos esenciales valores, los que trabajan de políticos no lograran evitar que los problemas surjan a la realidad y evitar que otra crisis que está en marcha ininterrumpida nos lleve por delante, tumbándonos en el abismo más profundo e inexorable del fracaso, menos conciencia de vivir en sociedad, con menos educación, menos trabajo,  el trabajo no se considera digno, (te la hacen creer) sino pidiendo prestado y especulando con lo que sea. 

¿Como hemos llegado a esta situación? La respuesta es simple, el yo primero, fundamental, en individuos que quieren actuar en política, que sueñan con un cargo importante para servirse a sí mismo, pero muchos candidatos que lo logran, resultan complejos encontrar en ellos ideas que favorezcan las necesidades de la gente, la mayoría carecen de conocimientos, no enfrentan los problemas de la gente porque los ignora. No trabajan como debe ser.

 Elias  Estanislao  Peuscovich.

Tags

Comentarios

Notas relacionadas