Martes 27 de Oct de 2020 | 11:44 |



“Tandil, Covid-19 y Lunghi: Ni salud ni economía”

$datos[

En un comunicado enviado a nuestra redacción la UTEP Tandil, hace referencia a que “Hoy nos encontramos en una situación crítica con el aumento de casos, el porcentaje de camas ocupadas trepó al 65,3% y a esto se suma los contagios en los trabajadores de la salud, poniendo en peligro que colapse el sistema integral de salud. Al escenario de crisis sanitaria, lo acompañan las contradicciones en el ejecutivo local, mientras el jefe de gabinete dice que en caso de necesidad el estadio rojo podría ser más restrictivo, el intendente sostiene que esta semana volverá al amarillo. Estas acciones generan más incertidumbre en la población. Por eso varios sectores de la sociedad (sindicatos, barriadas, universidad etc.) pedimos que vuelvan al sistema de fases provincial y nacional”.

“Desde UTEP juntamos centenares de firmas solicitando se anule el Decreto y se retome el sistema de Fases, unificando criterios con nuestra Provincia y con la Nación”.

“Por otra parte, desde comienzo de la cuarentena, hemos intentado de distintas formas poder articular con las distintas dependencias del gobierno local con el fin de buscar soluciones a las problemáticas que traía el coronavirus, la asistencia en los barrios y la generación y fortalecimiento de empleo”.

“El 28 de mayo quedó conformada una mesa de trabajo con desarrollo productivo y relaciones internacionales, agencia a cargo de Marcela Petrantonio. En esa ocasión, se empezó a explorar diferentes propuestas para fortalecer productivos, emprendimientos y cooperativas textiles, alimentarias, a la vez que iniciamos otra mesa con Luciano Lafosse, responsable de obras públicas con este mismo espíritu para el área construcción. Con el correr de los meses uno de las problemáticas a resolver es el equipamiento, por eso se resolvió presentar proyectos ANR al área dependiente de Petrantonio. Hoy siendo septiembre, y luego de presentar alrededor de 70 solicitudes de desde distintos espacios productivos de la economía popular (desde cartoneros hasta trabajadores y trabajadores de la tierra, además de comedores, espacios comunitarios, etc.)  no hemos recibido ninguna ayuda para fortalecer los trabaja existentes”. 


“Esto nos lleva a pensar, que el municipio no utiliza el sistema semáforo para mejorar la salud de los vecinos, sino simplemente para resolver otra cuestión sin poner un peso, que es la económica. Hoy en Tandil la desocupación y el cierre de empresas y comercios es cada día mayor, en la ciudad se cobran más de 17 mil IFES y alrededor de 700 empresas son asistidas por parte del gobierno nacional. Este es un claro ejemplo de que la crisis económica es profunda y se necesita de la presencia del estado para mitigarla palearla. No alcanza con liberar, receta neoliberal que no nos ha resuelto nada en cuatro años, si no con un estado con iniciativa e intervención económica. No somos los únicos que venimos reclamando que el municipio se encargue realmente de las consecuencias laborales de la pandemia, recientemente lo han hecho los comerciantes y otros sectores, que igual, que nosotros entienden de que es necesario políticas específicas para el sector”.

“Por eso insistimos al Dr. Miguel Angel Lunghi que nos reciba, entregue los ANR correspondientes y que retrotraiga el decreto”.



Comentarios