Sábado 6 de Junio de 2020 | 20:19 |

Viviendas ROCA Tandil - ACCEDER A TU PROPIA CASA - CONSULTANOS - Tel 249 - 452 0191 | 249 469 3293



Osmar Saltalamacchia: un destacado referente del atletismo tandilense y del Club Excursionistas Social y Deportivo

HISTORIAS $datos[

La búsqueda de la historia del atletismo en Tandil, me ha permitido familiarizarme con un contexto que desconocía. En la década que va de 1940 al 1950 el Club Excursionista va ser el protagonista de que el atletismo de Tandil resurgiera, gracias al trabajo de su subcomisión, cuyo presidente fue Osmar Saltalamacchia, quien además de ser dirigente, era también atleta.

Desde Córdoba llegaría Osmar a Tandil, después de finalizar sus estudios en la Escuela de Aviación, sería trasladado y continuaría con la práctica del atletismo, entrenándose en el Estadio Municipal. Pasaron unos años y nuevamente por su profesión sería trasladado a Buenos Aires.

Ya en la gran ciudad, representaría al Club San Lorenzo, y su entrenador seria el gran Francisco Mura. Don “Pancho” Mura así lo llamaban sus atletas, dirigió al Ciclón durante veinticinco años, entre 1936 y 1961. Entre los más destacados atletas que entreno podemos citar al múltiple campeón Roger Ceballos, a Delfo Cabrera medalla Dorada en los juegos olímpicos en Londres en 1948, Reinaldo Gorno medalla de Plata en los juegos Olímpicos de 1952, Guillermo Weller el gran marchista del Ciclón que deslumbró en Estados Unidos y el Mundo, las campeonas Nacionales y Sudamericanas Nélida Cajide y Ana María Fontán, además del gran maratonista Osvaldo Suárez, y Adelio Márquez recordman mundial. Con este entrenador se nutriría Osmar.



Se casaría con Jorgelina Lobrundo, que hoy cuenta 89 años, Beba, como le dicen cariñosamente sus más cercanos, de aquella época recuerda una anécdota. Una competencia en el estadio de River en donde se realizaba un torneo de atletismo entre las fuerzas armadas, Osmar se especializaba en las pruebas de salto en largo, triple y alto. Ganando en las tres disciplinas. La felicidad de Osmar y Jorgelina era tan grande con sus tres medallas, que su madre que los había acompañado, temía que se pasaran de la parada del colectivo al cual debían bajarse. Hoy Beba tiene 5 nietos, 4 bisnietas y un bisnieto. Jorgelina es la hija de Don L. Labrundo, canchero del Estadio Municipal, gracias a su dedicación por esos años, se podía contar con una pista limpia y preparada para la organización de torneos.

Osmar poseyó el record de salto en largo de 1949 con 6 metros 01 centímetro, que mejoría en 1950 con 6 metros y 13 centímetros. Además, competiría en carreras de velocidad.

Como parte del compromiso asumido en ese año, Osmar como presidente de esa subcomisión de atletismo conjuntamente con Saúl Sosa, emprenderían la laboriosa tarea de organizar la temporada atlética de 1950, con un torneo preparación y el propósito de organizar dos torneos mensuales y se anunciaba la buena noticia que habían contratado los servicios de un profesor proveniente de Buenos Aires a fin de elevar el nivel del atletismo tandilense.

Su labor en el atletismo se extenderá a lo largo de los años, siendo entrenador en el Estadio Municipal, donde sus hijos Daniel y Alicia formarían parte de su grupo de atletas. A nivel dirigencial participó en la creación de la Tandilia, y fue el mismo Osmar quien aportara que la distancia de la carrera fuera de   11.111 metros, una cifra pegadiza y recordable. En el año 2012 recibiría una distinción de la Asociación Tandilense de Atletismo por su participación en la creación. El club Excursionista también lo homenajearía con la realización de una prueba de calle que llevaría su nombre.

Osmar Saltalamacchia pasó por todas las etapas del atletismo dejando una huella importante en la Historia del atletismo de nuestra ciudad.

Lic. Amelia Cabral
e-mail: ame.cabral70@gmail.co

Notas Relacionadas:

Atletismo, más que una pasión: haciendo Historia
Un héroe con rostro olvidado. Héctor Cataldo
Las señoritas de Villa Italia
3 x 1 en el estadio municipal
Cesáreo Rodríguez. Una vida dedicada al deporte
El paso de Noemí Simonetto por Tandil, la primer atleta sudamericana en ganar una medalla en Juegos Olímpicos
El atletismo: competir, disfrutar y compartir: la comunidad danesa. Un encuentro social
- Un atleta para recordar: Santiago “Poroto” González
- Mujeres que no respetaron los estereotipos y fueron por más

Viviendas ROCA Tandil - ACCEDER A TU PROPIA CASA - CONSULTANOS - Tel 249 - 452 0191 | 249 469 3293

Comentarios