Lunes 27 de Junio de 2022 | 21:51 |

Viviendas ROCA Tandil - ACCEDER A TU PROPIA CASA - CONSULTANOS - Tel 249 - 452 0191 | 249 469 3293


 

“Nos indigna el fallo del juez Blanc, no nos está cuidando, no vela por nuestro derecho a la salud”

$datos[

La afirmación fue realizada en diálogo con ABCHoyRadio (89.1 FM) por una de las integrantes de la Junta Vecinal “Por un Ambiente Saludable” María Lucía Mestre. La denuncia fue realizada en diciembre del año pasado. El grupo resolvió apelar la resolución del Juzgado Civil y Comercial Nº 2 de Tandil.

En la nota realizada este lunes en la radio del Portal de Noticias ABChoy, la señora María Lucía Mestre, integrantes de la Junta Vecinal “Por un ambiente saludable”, afirmó que “Cuando decidimos la acción judicial, no la hicimos como vecinos del Paraje La Porteña, sino demandando en conjunto con padres de escuelas rurales de Gardey y El Gallo, ahora se nos fue de las manos, fue muy grave y es anecdótico. Un problema sobre todo en el partido, y al no tener avances en el ámbito municipal resolvimos en diciembre 2019 pasarlo a lo judicial con esta demanda hacia algunos productores”.

Añadió que “cuando el 13 de marzo, el juez se expide, lo que nosotros le pedíamos, hasta tanto la situación de la fumigación se regularice con una nueva ordenanza o se manden estudios, el aleje las fumigaciones de nuestras casas, de los arroyos, de las escuelas rurales, porque los cursos de agua del partido están siendo contaminados también. Esta causa nos queda como actores pero también defendiendo el ambiente”. 

Por otra parte, manifestó que “nosotros sabíamos que por estudiar, investigar, casos parecidos en otros lugares que uno pide determina cantidad, pedíamos una medida cautelar de 1.500 metros, que aleje las fumigaciones de nuestras casas y nuestras escuelas, y pensamos veremos que sucede cuanto nos da. Y el Juez Blanc (Francisco, titular del Juzgado Civil y Comercial Nº 2 de Tandil) en su dictamen y lo voy a leer textual contundente y lo que a nosotros “NOS INDIGNA, NOS HACE SALIR A LOS MEDIOS A DECIR QUE EL DOCTOR BLANC NO NOS ESTA CUIDANDO, NO ESTA VELANDO POR NUESTRO DERECHO A LA SALUD”.


Mestre resaltó que el magistrado manifiesta que “él entiende que debe buscarse el equilibrio entre la actividad agrícola, el cuidado del ambiente y el desarrollo integral de la sociedad”. Pero él no dictamina la distancia de 1.500 metros “hasta tanto se produzca prueba que permita conocer de manera certera los efectos y consecuencias que la aplicación de agroquímicos están produciendo o podrían producir a los actores y demás personas involucrados, y o al medio ambiente. Es decir, el juez necesita que uno de nosotros enferme”.

Al preguntarle si es como “una especie de certificado de cáncer”, a lo que la mujer señaló que, "es así, es bajarlo como una línea más directa. Lo que sabía del director de la Red de Pueblos Fumigados, no podemos experimentar con humanos, y que desavenencias a la salud le trae meterle agroquímicos de manera directa, eso no es ético, este juez no nos está defendiendo. Está actuando contra derecho desoyendo fallos ya resueltos. No pedimos nada nuevo ni nada desubicado, esto ya ocurrió en Pergamino, en Exaltación de la Cruz”.

Añadió la vecina que “para colmo, la ordenanza actual es muy pobre y de muy escaso alcance en cuanto a las fumigaciones, hasta tanto no se empiece a tratar en el concejo deliberante el anteproyecto de ordenanza presentado por la Dra. Graciela Canziani que ustedes entrevistaron el año pasado, por lo tanto hasta que esto no empiece a tratarse, tenemos que seguir por la vía judicial, Lo pedimos por nosotros, por nuestras familias, por la naturaleza. Es el momento que esto cambie”.


Apelarán el fallo

En este sentido María Mestre dijo que “nosotros estamos trabajando con dos abogados, Miguel Ibarlucia nos lleva la causa a nivel local, y después con uno de los abogados que llevan adelante causas ambientalistas como Francisco Landibar, quien nos dice que lo que dice el Juez está mal. Por eso vamos a apelar, estamos esperando que se levante la cuarentena. En General Pueyrredón llevó causas hasta la suprema Corte de Justicia que les dieron la razón en la provincia de Buenos Aires, otorgando los 1000 metros que se venían pidiendo desde hace mucho. Vamos a apelar porque no solo no estamos de acuerdo con la resolución, sino con el dictamen. Presentamos cantidad de bibliografía científica y jurisprudencia, que daba cuenta del daño a la salud que genera la exposición a los agrotóxicos. Y que quede claro, acá a los productores demandados son vecinos, no estamos en contra de ellos como vecinos, sino de las prácticas que dañan nuestra salud. Pero hay otra manera de producir, nos tenemos que seguir alimentándonos, y pedir que esa alimentación sea saludable sin venenos, y ellos tienen la posibilidad de generarlo, es un cambio de paradigma, paulatino, por eso que pedimos una distancia de amortiguamiento de 1.500 metros”.

Insistió con la ordenanza actual, porque “es muy vaga, en cuanto a lo que tiene que hacer el productor. En el único momento que establece una distancia es en el artículo 7 y en relación a escuelas rurales y establecimientos sanitarios. Entonces por eso hicimos la denuncia por el campo lindero a la Escuela 33, en diciembre del año pasado, finalmente el municipio se expide diciendo que los vecinos teníamos razón que se estaba fumigando a cero metros. En este momento desconozco la práctica de mis vecinos. Si las fumigaciones se sigue sucediendo, de hecho a finales de diciembre del año pasado hicimos otra denuncia municipal, viendo que en un campo vecino con viento de 70 km por hora para nuestro lado. Por eso pedimos una reglamentación que los coloque en otro estado de situación van a seguir produciendo como hasta ahora”.

Mestre marcó que “quiero dejar en claro para tener una noción, desde la coordinación de la Red de Pueblos Fumigados, son 500 millones de litros por año de agroquímicos que se están descargando en territorio argentino. Si dividimos eso por los 40 millones de habitantes, son 12 litros de agroquímicos por persona por año, es terrible, esto excede a nuestra ciudad. Más allá que como vecinos lo que queremos  es generar conciencia vecinal. Muchos papás de escuelas rurales apoyando nuestra causa. Desde agosto del año pasado, como organización hemos crecido un montón”.

Escuhá la nota completa:

 

Comentarios