Miércoles 29 de Enero de 2020 | 18:17 |

New Green Hills, English Center



Beazley habló sobre la denuncia de una mamá: “Lo ocurrido no se tomó a la ligera”

$datos[

La Directora del Hospital de Niños, marcó su posición respecto de la denuncia de Florencia Fonte Luque, quien hizo pública una situación vivida con su pequeña hija, a la que una enfermera le colocó incorrectamente una sonda.

La Dra. Manuela Beazley sostuvo primeramente que “es muy importante ordenar la información ya que, lamentablemente algo tan privado como es la atención de la salud de una niña pequeña, circula con datos no chequeados y que en algunos casos difieren seriamente de lo ocurrido, exponiendo a los profesionales y al Hospital, y generando también un daño irreparable. Por lo que mi mensaje es también un llamado a la prudencia a la hora de informar”.

“Desde el primer momento en que Florencia , madre de Catalina , plantea la situación vivida por ella  fue recibida en el Hospital, siempre que solicitó una entrevista, tuvo respuesta. Particularmente el mismo día que se publica que ‘nadie le contestó’, se había reunido conmigo en el Hospital”, añadió.

La facultativa evitó referirse puntualmente a lo sucedido “desde el punto de vista clínico”, pero confirmó que la situación referida por la mamá, “no causó ningún daño en la niña, ni ocasionó una internación más prolongada. Esta información también fue incorrecta. Confirmo que la internación tuvo que ver con la patología de la niña y no con algún accionar o práctica de enfermería”.


“Sí me interesa resaltar que en el SISP hemos implementado un programa de calidad de atención y seguridad del paciente hace 1 año aproximadamente, con asesoramiento de profesionales altamente calificados en la temática que nos acompañan en la gestión de cada incidente que ocurra. Este Programa incluye protocolos de atención de quejas y gestión de incidentes y ha sido aplicado en este caso”, enfatizó.

Beazley aseguró que “recibimos a Florencia  desde el primer momento y se puso en marcha el proceso de revisión, que incluyó múltiples gestiones. Las mismas no solo incluyen cuestiones técnicas, sino también actitudinales. Obviamente por respecto y confidencialidad, no puedo mencionar cada una de las acciones, pero si garantizar que la queja de la mamá no fue tomada a la ligera sino que desencadenó todo un proceso de análisis, revisión y seguimiento”.

“Este programa, en sintonía con la Organización Mundial de la Salud, promueve la participación del paciente y la familia en el cuidado y la seguridad, por eso esta es una oportunidad para que las familias que confían su atención tanto en el Hospital de niños como en el Santamarina, conozcan que existe un Comité de Calidad y Seguridad Hospitalaria y que se pueden acercar al mismo ante cualquier situación o evento que consideren afecta la calidad del cuidado”, finalizó.

Tags

New Green Hills, English Center

Comentarios

Notas relacionadas