Lunes 17 de Febrero de 2020 | 7:14 |

Centro Médico Veterinario Villa Italia



Faros largos

PLANIFICACIÓN $datos[

En un mundo en continua evolución, con un permanente desarrollo de nuevas tecnologías y conocimientos, la Estación Experimental Agropecuaria Cuenca del Salado del INTA tiene por misión “impulsar la innovación para el desarrollo sostenible del Sistema Agropecuario, Agroalimentario y Agroindustrial”.

La prospectiva es la ciencia que se dedica al estudio de las causas técnicas, científicas, económicas y sociales que aceleran la evolución del mundo moderno, y la previsión de las situaciones que podrían derivarse de sus influencias conjugadas.

Tomando como herramienta esta disciplina de central importancia para la planificación, directivos, investigadores, extensionistas, administrativos y comunicadores de la Estación Experimental Agropecuaria Cuenca del Salado del INTA participaron de la primera jornada de prospectivas enfocadas hacia un documento que sirva de plataforma para desarrollar políticas públicas con enfoques de largo plazo y un horizonte en el 2040. 

Según comentan desde la Dirección de la Experimental “el taller sirvió para “poder proyectar la visión de la EEA hacia el 2040 y continuar generando y co-construyendo conocimientos, desarrollando ciencia y tecnología aplicada con miras al aumento de los índices productivos de la región, con una clara mirada ambiental, de generación de oportunidades, fortalecimiento del agregado de valor en origen y fomento de arraigo en las zonas productoras del área de influencia de la EEA y con ello contribuir al desarrollo de toda la región”.


La actividad a cargo de referentes del Instituto de Investigación en Prospectiva y Políticas Públicas del INTA, permitió “reflexionar acerca de qué está pasando con el futuro del sector agropecuario y como las instituciones tienen que adaptarse y/o reaccionar al cambio para ser protagonistas”.

El encuentro en la Experimental Cuenca del Salado es la primera experiencia de trabajo anual con una experimental para buscar tener una visión de futuro, analizar amenazas y oportunidades de escenarios alternativos y también analizar políticas y estrategias para el futuro institucional de la zona. Se trató de una acción de inicio que tendrá continuidad a lo largo de 2020, con la generación de diversos espacios de encuentro para ir forjando una Plan Prospectivo de la EEA Cuenca del Salado con miras al 2040, que culminará con la producción de un documento que estará disponible a fines de 2020.

La Estación Experimental Agropecuaria Cuenca del Salado del INTA “solo tiene veinte años desde su creación y un plantel de técnicos muy jóvenes y altamente formados, que pueden seguir aportando mucho al sector” por lo que “este tipo de talleres aportan una visión muy clara del trabajo que se debe hacer y cómo llevarlo a cabo”, “Hay mucho entusiasmo y capital humano preparado, asegura el Ing. Agr. Ernesto Juan Maletti, Director de la Experimental, por lo que “la articulación público – privada no solo es una necesidad sino que es fundamental para encarar planes de largo plazo.” No obstante Maletti advierte que “es preciso saber que el pensar a futuro es un ejercicio complejo que está atado a numerosas variables, lo cual indica que es un proceso de construcción continua y permanente en escenarios que pueden modificarse con rapidez y para ello hay que estar preparados como institución para seguir dando respuestas al sector”.

Desde el Centro Regional Buenos Aires Sur se está haciendo un seguimiento de este proceso con gran interés debido a que como organismo de investigación y extensión “el INTA necesita pensarse hacia adelante para poder definir cuáles serán sus prioridades”, por lo que más allá de la experiencia que tienen los referentes de la institución de trabajar en el presente y los problemas cotidianos, “en el taller que realizaron pudieron aprender a contar con nuevas herramientas y metodologías para ver con visión de futuro el modo de seguir ayudando al sector”.

Centro Médico Veterinario Villa Italia

Comentarios