Viernes 19 de Julio de 2019 | 9:46 |

La Merceria de Julia - Sarmiento 888 - Tandil



Carta Abierta a las autoridades del PAMI

Fue enviada al titular de la oficina Tandil de esa entidad Dr. Pablo Díaz Cisneros y es firmada por Susana Martens y Fanny Martens, por la situación vivida por su padre Carlos Abel Marcelo Martens, de 81 años de edad.

Tandil, 1 de Julio de 2019
Sr Jefe de Pami Tandil
Dr Pablo Diaz Cisneros
S/D

Nos dirigimos a Ud. a los efectos de poner en su conocimiento los hechos que a continuación detallaremos,  pero fundamentalmente para que a partir de la experiencia vivida por  nuestra familia, Ud. en su carácter de Jefe PAMI Tandil pueda tomar medidas que eviten la cadena de errores, omisiones y desconsideraciones en que nos vimos envueltos,  para que  básicamente otro jubilado no tenga que padecerlas a futuro.  

Las abajo firmantes el día viernes 28 de Julio hemos concurrido a acompañar a nuestro padre, afiliado de PAMI, al Centro de Estudios Digestivos  (CED) de la ciudad de Mar del Plata, derivado desde nuestra ciudad,  para realizarse una Videocolonoscopía con eventual  resolución de angiodisplasia.              


Nuestro padre Carlos Abel Marcelo Martens tiene 81 años  padece una Estenosis Aórtica Severa. En el mes de abril, tuvo  una hemorragia digestiva de origen desconocido, hipotensión, ángor y anemia sintomática por lo que fue internado y tratado oportunamente en el Hospital Ramón Santamarina.  Al salir de esta internación se le realizó una Endoscopía digestiva alta,  que no dio indicios del origen de la hemorragia por lo que se le indicó la videocolonoscopía en cuestión, que no puede realizarse en Tandil por falta de complejidad para su resolución en caso  de  hallazgo en el cólon, en el mismo procedimiento.       
El 2 de Mayo se solicita en PAMI la derivación, se otorga un turno para el 28 de Junio, casi dos meses después,  en el CED antes mencionado.  Allí concurrimos con la preparación previa que desde el Instituto  le solicitan, ayuno de 24 horas y preparación colónica.  Es imprescindible aclarar que en ningún momento se solicitó un examen pre quirúrgico, no obstante lo cual llevamos rutina de sangre y electrocardiograma actualizados.                                                                                
Viaje de por medio,  llegados al domicilio de la práctica, le realizan la admisión administrativa y luego de cumplir los requisitos, es derivado al piso donde se realizará el procedimiento.  Una vez ingresado al box previo al quirófano o lugar de práctica,  ya en la camilla y con camisolín puesto, una auxiliar le realiza un breve cuestionario de rutina sobre medicación actual, alergias y antecedentes quirúrgicos; a  lo que agregamos sin haberlo ella solicitado, pero porque lo consideramos pertinente,  el comentario sobre su dolencia de Estenosis Aortica Severa,  el cual constaba perfectamente en la solicitud de estudio y derivación realizada por la  dra Mariana Cherjovsky.  Ante este dato la técnica dice que debe hacer una consulta,   le ofrecemos una carpeta con su historia clínica, que si bien nunca fue solicitada,  nos pareció criterioso llevar,   la acepta y la lleva a los médicos que aún no habíamos visto. A los pocos minutos otra auxiliar nos dice que esperemos unos minutos más que los doctores estaban analizando la situación,  luego se presentan el anestesista y otro médico cuyos nombres no tenemos,  nos  informan  que han resuelto no realizar la práctica por no contar con Terapia Intensiva o Unidad Coronaria, que se podrían requerir en una eventual complicación dada la patología de base  de nuestro padre.  Decisión que valoramos desde la responsabilidad profesional y ética.

Paso seguido y presos del asombro y  ya llevando 27 hs de ayuno sumado a los efectos de la preparación colónica (diarrea profusa)  en una persona de 81 años que está transitando distintas patologías nos retiramos de la institución y emprendemos el regreso  con gran desasosiego, impotencia y varias preguntas sin respuesta sobre la sucesión de hechos, cuanto menos irresponsables y  también reflexionando sobre la deshumanización en  instituciones que trabajan  para mejorar la calidad de vida.   

Concretamente las cuestiones que esperan alguna respuesta  son:

. Por qué  PAMI,  autoriza la derivación de  nuestro padre a una institución que no está preparada desde la complejidad  para realizar la práctica, en caso de que surjan complicaciones?

. Por qué  el Centro de Estudios Digestivos lo admite,  indica el preparativo previo sin tener en cuenta las características del paciente que son claramente explicitadas en la orden de solicitud  del estudio? 

. Por qué no se envía desde dicho centro  CED o al menos se prescribe  desde PAMI Tandil, la medicación solicitada en un recetario que permita a nuestro padre obtener  el descuento correspondiente?                                                                                                                                             

Hay que tener en cuenta que la autorización definitiva llega el día miércoles 26, sin receta sabiendo que la médica de cabecera puede tomarse 2 o más días para hacerla no es factible llegar con el medicamento para el día siguiente que era cuando debía comenzar a tomarlo.  Cada frasco cuesta 860$, se necesitan dos,  sin receta, es imposible para un jubilado que cobra un haber mínimo como es el caso de nuestro padre. 

. Cómo se explica que desde  PAMI Tandil se ofrece un pasaje de micro para que un adulto mayor vaya en la situación antes descripta?

Sr jefe de PAMI Tandil,  estas cuatro preguntas  pretenden respuestas  y sobre todo  interpelan a las personas que dirigen y conforman esta institución  para que se repiensen como servidores públicos de salud y todo lo que ello implica. 

Lo expresado sin dudas empaña la muy buena  predisposición, respeto y consideración que los empleados de la filial PAMI Tandil ponen en la atención de los adultos mayores, en el día a día quienes  con su amable y paciente trato humanizan el sistema y no queremos  ni debemos dejar de reconocerlo.

Desde nuestra conciencia social nos preguntamos qué ocurre con un adulto mayor, que tal vez sean más que muchos, que no tiene una familia cerca  o que la familia no tiene los medios para trasladarlo y contenerlo? Qué ocurre cuando el paciente o la familia no tienen el grado de alerta suficiente como  para informarles a los médicos lo que no preguntan y por ende no tienen en cuenta? 

Seguramente todos debemos repensarnos y nosotras  como  hijas de adultos mayores, hemos aprendido que  no podemos confiar  en el sistema  de salud  de nuestros padres sin involucrarnos de manera proactiva. 

Para finalizar queremos comentar   que este hecho  ha dejado huellas ya que ha operado de manera tremendamente negativa en nuestro padre quien muy desmoralizado,  no siendo para nada su postura frente a la vida,  ha decidido, no continuar con sus estudios. El simple y sencillo comentario de un médico que le explica que su patología de base es lo suficientemente grave como para correr ese riesgo  no es fácil de escuchar para nadie,  pero se agrava cuando el cansancio y la serie de vicisitudes TODAS evitables se acumulan. Pues no sólo fue el relato anterior  y sólo por citar algo más, la previa también estuvo llena de tras pies,  por ejemplo  el empleado de PAMI se dio cuenta el martes   que la orden para el estudio ya estaba vencida y ahí nuestro padre tuvo que salir rumbo al hospital,  esperar que la médica termine de hacer la sala y solicitar  que la rehaga o que al día siguiente tuvo que volver a concurrir al hospital  para que la médica con su mejor disposición le haga la receta en cuestión,   que nadie tuvo en cuenta que él necesitaba;  tal vez pueden parecer detalles pero no lo son,  es tiempo y cansancio que fueron sumándose a este combo.  

El tiempo de todos es tan valioso como propio  y ningún sistema por no estar lo suficientemente optimizado tiene derecho a quitárselo a nadie, pero tal vez menos aún a una persona  mayor y además enferma.

Nos despedimos de Ud. a la espera de una respuesta por esta misma vía saludándolo cordialmente.       

Nota: cabe aclarar que el día lunes de 1 Julio nos entrevistamos con el Dr Pablo Diaz Cisneros quien nos escuchó y empatizó  con la  situación; nos dio explicaciones, realizó autocrítica y se comprometió a trabajar en las cuestiones que son de su injerencia y  también a elevar lo que corresponda para que nuestro pedido prospere, para  que se realicen ajustes  y minimicen errores que son tan caros en la vida de los adultos mayores.  


Susana Martens                                                   Fanny Martens
DNI 12.059.623                                                    DNI   13.824.233                                                                      
154332528                                                           154004404

Tags

La Merceria de Julia - Sarmiento 888 - Tandil

Comentarios

Notas relacionadas