Lunes 21 de Mayo de 2018 | 10:55 |
Una empresa de OSDE - Binaria Seguros, Seguro de vida, Seguro con ahorro, Seguro Empresas

Belén Blois - Estudio Inmobiliario - Constitución 651 - Tandil - Tel.: 249 468 1897



La justicia está cerca de establecer cómo se produjo el choque de Marconi y Roca

POLICIALES $datos[

De acuerdo a la información a la que pudo acceder ABCHoy y que obra en el expediente que instruye el fiscal Morey, hay elementos que permiten reconstruir las maniobras que llevaron a la fatal colisión. El conductor del Bora podría ser imputado por “Homicidio Culposo Agravado”.

Las pocas imágenes que se pudieron rescatar de las cámaras de vigilancia del Municipio, a través del Centro de Monitoreo, más el testimonio de una pareja que fue testigo directo de cómo acontecieron los hechos el domingo por la noche en la esquina de Avenida Marconi y Roca, pusieron a los investigadores de cara a una hipótesis consistente sobre el fatídico siniestro que le costó la vida a Romanela Ruiz Sánchez.

La cámara de seguridad de Marconi y 11 de Septiembre, capturó a un WV Bora, gris oscuro, el domingo por la noche, circulando por ésta última arteria y doblando por Marconi, en dirección hacia el centro.

Alrededor de dos minutos y medio después, la misma cámara capta a una motociclista circulando por Marconi, viniendo desde Moreno y siguiendo derecho, hacia Roca.


Fuentes consultadas en la justicia aseguran que esas imágenes no son de buena calidad (en realidad, el calificativo usado fue “pésima” calidad), por lo que no se logra advertir la patente del vehículo; además de que por el tipo de cámara, no hay posibilidad técnica de realizar un zoom (una ampliación de imagen).

Sin embargo, cuando el automóvil gira por 11 de Septiembre hacia Marconi, el video permite inferir que el Bora llevaba una sola persona en su interior, al menos en el sector delantero.

 

Tras superar 11 de Septiembre, el hecho se convirtió en un misterio para la investigación, aunque por el momento, los elementos más firmes los aportó una pareja, que circulaba en un automóvil, por Marconi, en sentido desde Alsina, hacia Roca; es decir, por la mano contraria al Bora y a la motocicleta en la que circulaba Romanela.

Esos testimonios, coincidentes entre ambos y considerados claves por el fiscal, aseguran que el lapso de tiempo que pasa en esos dos minutos y medio, entre que se ve al Bora girar por Marconi y el cruce de la moto, el conductor del automóvil los utilizó para realizar una inexplicable maniobra en la esquina de Roca.

Al querer girar a la izquierda por ésta última calle, maniobra que está prohibida, el conductor del auto, (por ahora, se considera que Sebastián D’Angelo), invadió unos pocos metros en contramano Roca (como se muestra en la infografía), para reacomodarse como si hubiera estado circulando por esa calle y cruzar así Marconi, siempre según el relato de los testigos, que obra en el expediente.

Al intentar hacer esto último, no advirtió la marcha de Romanela en su motocicleta, quien según se advierte en la cámara de vigilancia municipal, circulaba sin luces, y se produjo el impacto que lastimó a la joven y por cuyas secuelas falleció al día siguiente.

El Bora siguió unos metros por Roca y se detuvo, por lo que la pareja que observó lo ocurrido también dobló hacia Roca, se acercó al Bora y cuando iban a increpar al conductor por lo que había hecho, éste se dio a la fuga.

EL/LA CONDUCTOR/A

Por las pericias que se han realizado hasta el momento, hay prácticamente una total certeza de que el VW Bora secuestrado este miércoles en Montiel al 600 es el automóvil involucrado, porque el golpe que presenta en la puerta delantera izquierda es coincidente con las secuelas que quedaron en la moto. Además, se estableció que por el impacto, el vidrio de esa puerta estalló y se presume que quién conducía, debe presentar lastimaduras o cortes en el rostro. Incluso se hallaron restos de sangre en el interior del habitáculo.

Este jueves, la policía estuvo buscando a Sebastián D’Angelo, el propietario del automóvil, para notificarlo de la causa y exigirle que se presente a una serie de pericias médicas, pero no fue posible hallarlo.

La causa está calificada como “Homicidio Culposo Agravado”, por conducción negligente e imprudente y fuga; y en caso de ser encontrado culpable, podría corresponderle una pena que superaría los seis años de prisión. De todas maneras, la calificación aún es materia de análisis y la justicia considera que la absurda maniobra sobre calle Roca y la posterior huida, son serios agravantes.

Un elemento que sigue siendo controversial, apunta a establecer si efectivamente fue D’Angelo quien conducía el auto, o sí, como ha trascendido fuertemente en redes sociales y entre los allegados de la víctima, se trató de una mujer de cabellos rubios. De acuerdo a lo que se pudo reconstruir hasta el momento, la hipótesis más fuerte es que el conductor era un hombre, por lo que, aunque dificultosamente, se observa en la cámara de seguridad; y por el testimonio de los dos principales testigos.

Sin embargo, uno de ellos, a las pocas horas del accidente (y antes de presentarse ante la justicia), publicó en su Facebook su indignación tras haber observado lo ocurrido y allí aseguró que había visto “una mujer rubia, un Bora gris oscuro y una patente terminada en 117”. Ese mensaje, fue borrado posteriormente, aunque había alcanzado a viralizarse entre los usuarios que ya buscaban un auto y una mujer con esas características.

Incluso los familiares de Romanela, de acuerdo a las declaraciones que han realizado hasta el momento, resisten a creer que al mando del vehículo haya estado un hombre y sospechan que se trata de una mujer “a la que están protegiendo”.

Óptica Santa Lucía - Rodríguez 674 - Tel.: (0249) 442-4453 - Tandil

Comentarios