Lunes 16 de Julio de 2018 | 2:54 |
Una empresa de OSDE - Binaria Seguros, Seguro de vida, Seguro con ahorro, Seguro Empresas

Belén Blois - Estudio Inmobiliario - Constitución 651 - Tandil - Tel.: 249 468 1897



Mindfulness: que es, que no es, como se usa y para qué sirve?

ESCRIBE JUAN M. FLORIT $datos[

Se me ocurrió escribir este artículo por la dificultad que se me presenta frecuentemente para explicarles a la mayoría de amigos y conocidos -el que me lo pregunta, por supuesto- sobre que es mindfulness y como se aplica -que usos le damos- dentro de las terapias de tercera generación.

Que es mindfulness?

Es "estar"... estar en nuestra vida y "salir" de nuestra mente.

El Mindfulness es considerado una práctica de base a terapias psicológica de tercera generación. Uno de los programas más conocidos es el MBSR o Programa de Reducción del Estrés basado en Mindfulness, considerado como uno de los tratamientos más efectivos para tratar el estrés y ansiedad.


 

No se hace mindfulness, se aprende a "estar", nooo "se es"!!!  queee???

 ¿mindfulness soy? .... estoy??  que se yo... no me interesa....

Francamente creo que es un absurdo juego de palabras (y la gramática a mi no me interesa) que no tiene sentido abordar  y  en el cual yo no estoy dispuesto a entrar. El que se quiera focalizar  sobre el Estar o el Ser que discuta con otro, a mi me importa la experiencia interna que genera.

Vamos a ponerlo de esta manera, las prácticas de la Atención Plena aquí y ahora, son un conjunto de técnicas para estar en el momento presente y/o es una actitud ante la vida -ser o estar lo mismo me da la denominación- lo que importa es la experiencia que genera y las condiciones de posibilidad de implementar otras técnicas. Se podría decir que el Mindfulness permite adquirir una serie de hábitos saludables, es fundamentalmente un estilo de afrontamiento no evitativo ni anticipatorio tanto de las situaciones externas como de los eventos internos, que impulsa las fortalezas personales de cada uno y ayuda en la adaptación al mundo moderno, pues favorece el bienestar de los individuos en una sociedad que tiende a detraer la identidad genuina de las personas, y ayuda a conectar con uno mismo.

Para adquirir la "mentalidad Mindfulness" es necesario llevar a cabo un entrenamiento por supuesto. El entrenamiento Mindfulness consiste en una serie de ejercicios guiados que permiten prestar atención al presente de manera no enjuiciadora. Aún y así, no es solo cuestión de hacer, sino de poder lograr estar -en serio!!!- en un solo "lugar" aquí!!!. En otras palabras, es estar con los cinco sentidos y las -cogniciones o ideas correspondientes- sin anticipar ni evaluar constantemente  la experiencia interna ni externa.

El Mindfulness es un estado de autorregulación voluntario de la propia atención, por lo que la voluntad de cada uno se convierte en esencial para su práctica. La curiosidad, la apertura y la aceptación son parte de ser consciente y estar en el presente aquí y ahora.

 

Algunos aportes de Mindfulness a los tratamientos eficaces:

Uno de los puntos fundamentales de Mindfulness, y que nos aporta herramientas fabulosas para los tratamientos de tercera generación, es la premisa -validada por investigación-, de que con el intento del control de los eventos internos -esto es el intento de control de los pensamientos y lo que llamamos metacogniciones  (que es lo que creemos sobre lo que pensamos) - solo empeoramos nuestra situación o nuestros síntomas.

 

Tómenos algunos ejemplos para aclarar los conceptos:

Dentro de los trastornos de ansiedad, uno de los más usuales es el TAG o el Pánico con agorafobia o solo la agorafobia -con el miedo a la crisis de pánico de fondo por supuesto-.

En estos cuadros clínicos, la creencia que sostiene la intencionalidad del paciente en estar atento y preparado a lo que "puede pasar" es justamente el no estar en el presente, sino en el futuro partiendo del pasado "lo que puede pasar". Incluso muchos pacientes sostienen la creencia de que si no se preparan para lo que va a pasar, eso -sea lo que fuere que creen que esta en el horizonte- los va a "agarrar" desprevenidos. Ahí es donde aparece lo que llamamos ansiedad anticipatoria. De momento que estamos "utilizando" la ansiedad anticipatoria para prepararnos no "estamos" mindfulness, sino que estamos en el futuro y en el pasado. Estamos en el pasado porque nuestra expectativa (futuro) la construimos en función de nuestras experiencias de aprendizaje pasadas -alguna crisis seguramente- y eso es lo que esperamos que se dé en el futuro.

 

Mindfulness trabaja sobre las metacogniciones, sisi.... y que son???

Las metacogniciones son creencias sobre nuestros pensamientos y sobre la funcionalidad de los mismos. Si yo a un paciente -con agorafobia-  le pido que antes de hacer los ejercicios que le prescribí focalice su atención en determinadas sensaciones corporales, imágenes, ideas y estados emocionales que le resultan placenteras (previamente detectados y ensayados en terapia) y luego haga el ejercicio conductual como ir caminando hasta determinado lugar que evito sistemáticamente por el miedo a tener miedo, y el paciente me dice que si hace lo que yo le pido no va a estar preparado para cuando la crisis llegue, ahí yo sé que, primero esa metacognición sobre sus pensamientos (lo que piensa sobre si es o no bueno pensar de determinada manera) es sobre lo que tengo que trabajar más y además que no hice adecuadamente la psicoeducación, que es explicarle al paciente como funcionan estas terapias. Error mío, que hay que aceptar y modificar ya que de lo contrario estaría asumiendo que el paciente "es" resistente al tratamiento y que no mejora por alguna cualidad suya -ahí me desligo de la responsabilidad que me cabe por no hacer lo que corresponde, que es informar como funcionan estos tratamientos y no haber detectado las metacogniciones que impedían realizar los ejercicios bajo las condiciones que le solicite. Debo aclarar que no es; -hace esto y aquello- lo que le pedimos al paciente; sino hacer esto y aquello bajo determinadas condiciones, que son las que le van a permitir tener una experiencia distinta -novedosa- ya que la presencia de ansiedad anticipatoria -prepararme para la crisis- determina o condiciona la experiencia posterior. A la postre, estas nuevas experiencias modifican o facilitan la modificación de los esquemas mentales sobre la funcionalidad de las metacogniciones.

Pero cada tanto, uno hace lo que tiene que hacer y algunos pacientes no se animan a bajar la guardia ya que sus metacogniciones les indican que no se deben relajar y "estar mindfulness", sino muy alertas y preparados para la catástrofe que vendrá, así la podrán tolerar mejor. Ahí es donde la terapia se pone interesante y hay que sacar lo mejor de uno, que es lo que viene a continuación...

 

La pregunta del millón:

Cuando mis pacientes me espetan "yo no quiero relajarme -estar/ser mindfulness- porque si me da un ataque de pánico necesito estar preparado" (cuando lo que provoca o gatilla el ataque es la preparación misma para cuando llegue la crisis), aquí es donde aparece la pregunta del millón: y dígame... -" todas las veces en las que se preparo -estuvo en el futuro- evito la crisis?? le funciono esta forma de estar en el futuro??" la respuesta es claramente un NO. Estas formas de abordad el sufrimiento solo producen un sufrimiento mayor. Continuamos con la mayéutica socrática -si hacer esto y aquello, pensar así o asa y evitar tal situación o sensación lo llevo  a estar como esta -sufriendo como un perro, sin ofender a los perros-, no le parece que deberíamos considerar la posibilidad de hacer otra cosa??

Lo mismo nos pasa con los intentos de controlar nuestros pensamientos, solo logramos generar más pensamientos negativos o patológicos. Cometemos un error muy común: en vez de trabajar por adición, lo hacemos por sustitución o eliminación, es decir intentamos eliminar pensamientos en vez de agregar o añadir pensamiento nuevos y funcionales, frecuentemente trabajar sobre las metacogniciones resulta muy eficaz para lograr distanciarnos y desliteralizar el pensamiento.

La realidad es que creemos que podemos controlar nuestra mente pensando y ese pensar es lo que nos genera sufrimiento, esa forma de trabajar internamente con nuestros pensamientos es lo que llamamos metacogniciones "si yo pienso que tengo que dejar de pensar, voy a poder controlar lo que pienso" faaalso!!!  nuestra mente nos engaña y no nos damos cuenta pese a las evidencias de las consecuencias. Otra cosa para aclarar, muy frecuentemente no aprendemos nada de nuestras experiencias, aquel que cree que la sola experiencia le otorga conocimientos en una inocente palomita.

Los distintos ejercicios que propone el/los programa/s de Terapia Cognitiva basada en Mindfulness cambian la manera de pensar y de interpretar los hechos por parte del paciente. Los beneficios son:

  • Ayuda a centrarse en el aquí y el ahora
  • Mejora la concentración
  • Menor rumiación de los pensamientos por parte del paciente
  • Distanciamiento de los pensamientos perjudiciales
  • Mayor autocompasión  hacia uno mismo
  • Mayor autoconocimiento

 

La autocompasión

La autocompasión es uno de los pilares básicos del Mindfulness, e implica ser cálido y compasivo hacia uno mismo. Hace referencia a la aceptación de la manera de ser, de los pensamientos y las emociones que surgen de nosotros mismo sin juzgarlos ni criticarlos. No debemos confundir con negar nuestras experiencias, el tema de no juzgar ni criticar no es lo mismo que negarlo.

El Mindfulness es útil en el contexto actual porque te reeduca. Vivimos inmersos en una cultura y una sociedad en la que triunfan los valores capitalistas de "soy lo que tengo" y de consumo inútil y compulsivo de cualquier cosa: el dinero y la imagen tienen más valor que los propios seres humanos. En este entorno todo tiene un precio, ya sea la dignidad, el amor propio, el orgullo o el honor, todo se convierte en mercancía, incluso las relaciones interpersonales, por todo esto es beneficioso y saludable conectarnos con nosotros mismos y nuestros valores.

 

Espero que la columna de hoy les haya resultado al menos interesante.

Continuare torturándolos con teorías raras y conceptos extravagantes la semana que viene. Saludos y buen domingo!!!

 

        Juan Martin Florit. Lic. en Psicología.

  • Psicólogo clínico.(TCC-ACT- individual y  Terapia Sistémica-Familiar)
  • Intervenciones institucionales en Conductas pro-sociales, prevención y tratamiento de Bullying.
  • Coordinador de grupos en discapacidad intelectual: autonomía, socialización, recreación, AVD e  integración.
  • Disertante.
  • Columnista del Diario ABChoy.
  • Consultas  Tel:      2494492136.    
  • Facebook:              www.facebook.com/actmindfulness/

Óptica Santa Lucía - Rodríguez 674 - Tel.: (0249) 442-4453 - Tandil

Comentarios