Miércoles 18 de Oct de 2017 | 15:29 |
Una empresa de OSDE - Binaria Seguros, Seguro de vida, Seguro con ahorro, Seguro Empresas

Óptica Santa Lucía - Rodríguez 674 - Tel.: (0249) 442-4453 - Tandil



Cómo superar la procrastinación y ser más productivo

EXCELENCIA & TRABAJO $datos[

El acto de procrastinar atenta contra la productividad y nos impide aprovechar todo nuestro potencial.

Empecemos por definir qué entendemos por procrastinación.

La procrastinación (del latín procrastinare: pro, adelante, y crastinus, referente al futuro), se refiere a la postergación o posposición de algo.

Es la acción o hábito de retrasar actividades o situaciones que deben hacerse y/o atenderse y reemplazarlas por otras acciones que suelen ser más irrelevantes o agradables.


Cuando uno tiene tendencia a procrastinar suele dejar de hacer “primero lo primero” y pierde fácilmente el foco en los objetivos. Al hacerlo, uno se encuentra corriendo atrás de las cosas, manejando urgencias por no haber hecho lo que teníamos que hacer en el momento oportuno.

El acto de procrastinar atenta contra la productividad y nos impide aprovechar todo nuestro potencial.

Detrás de alguien que procrastina suele haber un miedo al fracaso, a hacerse responsable de las consecuencias de las propias decisiones.

¿Qué podemos hacer para que la procrastinación no sea un obstáculo en nuestro trabajo?

Mejorar nuestros hábitos de trabajo

Aquí van algunos consejos:

  • Lo primero es conocerse a uno mismo y poder identificar cuáles son los hábitos que pueden estar provocando nuestra tendencia a procrastinar. El primer paso para superar algo es reconocerlo.
  • Evalúa el uso de tu tiempo cada día y observa cuánto tiempo le has dedicado a tareas importantes, cuánto a las urgentes y cuánto a las no importantes ni urgentes.
  • Hacé primero lo importante. Establece tus prioridades, si haces lo que debes hacer en tiempo y forma luego no tendrás que correr y estresarte por no llegar a tiempo.
  • Aprende a decir que no, principalmente en aquellos casos en que  decir que sí te impida cumplir tus objetivos y quedar en falta.
  • Realiza diariamente una lista de tareas corta y donde quede claro cuáles son las prioridades en las que debes poner el foco.
  • Evita las distracciones. Cuantas más tentaciones tengas para hacer otra cosa en vez de lo que tienes que hacer, más fácil será procrastinar. Deja el celular en silencio o silencia aquellas notificaciones que pueden llegar a distraerte
  • Mantén tu escritorio ordenado y deja a mano solo lo que necesites para trabajar ahora, así  no te distraerás mirando aquellos que no debes utilizar en este momento.
  • Ponte fechas límite para hacer una tarea, pero deja siempre un espacio de tiempo para imprevistos, si estos no surgen, habrás finalizado antes!
  • Terminado es mejor que perfecto. Insistir en mejorar algo puede llevarte a estancarte. Ponte límites de tiempo para dedicarle a cada tarea. Es mejor tener varias tareas realizadas en un 80% que una sola en el 100%.
  • Evita caer en la denominada Ley de Parkinson, que dice que "todo el trabajo se dilata indefinidamente hasta completar todo el tiempo disponible para su completa realización". Es decir, no ocupes una tarde entera en hacer una tarea que podrías hacer en dos horas si solo tuvieras dos horas…. Asigna tiempos para cada tarea y respétalos.
  • Tú te conoces más que nadie, programa las tareas que requieren más concentración en tus horas más productivas
  • No postergues algo innecesariamente. Olvídate de la frase… “tengo tiempo aún…lo hago mañana…”  Piensa que hacerlo hoy te permitirá estar más tranquilo mañana.
  • Comprométete contigo mismo y con los objetivos que debes alcanzar. No pierdas el tiempo pensando en si las tareas que tienes que hacer son demasiado complicadas o aburridas, simplemente ponte a hacerlas cuando debas hacerlo, a nadie lo beneficiará más que a ti.

 

Ya lo dijo Benjamin Franklin:

“Nunca dejes para mañana lo que puedes hacer hoy.”

Tags

Notas relacionadas

Comentarios