Domingo 23 de Enero de 2022 | 9:26 |


 

Egaña fue una fiesta

$datos[

Más de 200 personas se reunieron en la noche del sábado en Egaña para presenciar la segunda noche de la Gira Rural del largometraje "El Gran Jacinto". Vecinos de Egaña, Rauch, Tandil y toda la zona rural disfrutaron del largometraje y la actuación del Dúo Criollo.

Damian Miguel - damianmiguel@abchoy.com.ar

La noche del sábado fue tan generosa en materia climática como en oportunidades para compartir buenos momentos en comunidad.[img]

Y fueron más de 200 personas, muchas de la propia localidad de Egaña, muchas otras de Rauch y también de Tandil, además de toda la zona rural aledaña, quienes compartieron la segunda noche de la Gira Rural de "El Gran Jacinto", el largometraje rauchense dirigido por Pablo Almeida, que organizaron el Cineclub "El Gabinete" y "Jacinto Films" en el Antiguo Bar "La Esquina" de Iván Lasarte.


Ya de por sí llegar a esa pequeña localidad, que otrora brillara con el funcionamiento pleno del Ferrocarril, abre las puertas a un mundo distinto, espacioso, con un verde que desborda las antiguas casas del lugar. 

Están quienes disfrutan la jornada del paseo concurrieron a visitar el Castillo de Egaña, y luego disfrutando de una "picada" en el Antiguo Bar que mantiene la estructura de los viejos almacenes de campo, regenteado por un propietario muy joven pero con ansias de recuperar su esplendor.

Detrás del Bar, en la cancha de Paleta abierta, se montó el improvisado "Cine", con pantalla portátil y proyector, que estuvo repleto de vecinos que disfrutaron la historia de los hermanos Garay, con varios de los protagonistas presentes en la función.

Un poco más atrás, una cantina hacía las delicias de los presentes.

Tras la función, la mayoría se quedó para compartir un trago en el bar y escuchar al "Dúo Criollo", conformado por Chelo y Jota Bernardo, con la actuación de Pilar Bernardo como invitada, y disfrutaron de una música simple, pueblerina, que recuerda a los viejos bailes de campo.

Una jornada que finalizó para muchos en la madrugada, sonriendo y volviendo a casa tranquilamente, con la satisfacción de haber compartido una jornada durante la cual la buena onda y la calidad artística se dieron la mano.

Tags

Comentarios

Notas relacionadas